19 de enero de 2016

El año de las legumbres

¿Sabías que la ONU declaró este 2016 como el Año Internacional de las Legumbres? Lo hace para concienciar sobre sus beneficios, promover su producción y comercio y fomentar nuevos usos en toda la cadena alimentaria.

Pese a que en la pirámide alimentaria se encuentran en la punta y, por lo tanto, no se aconseja un consumo diario, sí es cierto que hay que tomarlas un par de veces por semana. En el caso de los niños podría ampliarse hasta 4 veces por semana. ¿Por qué? Las legumbres aportan proteínas de calidad y con ello energía. También tienen un alto contenido en fibra, numerosas vitaminas y minerales como el hierro. Además, consumir legumbres favorece la concentración y la memoria, algo que ayuda mucho en clase.

Para familiarizar a los niños con las legumbres podemos trabajarlas durante un tiempo (una semana o un mes) con diferentes actividades como estas:

1) Una de las más conocidas es hacerlas germinar con pocos medios y preferiblemente reciclados. Se colocan algunas legumbres entre algodón húmedo dentro de un recipiente de cristal (se suele aprovechar un tarro de conservas o uno de yogures y otros postres que vienen en recipientes de vidrio), se coloca en un lugar luminoso y cálido y controlamos la humedad del algodón durante tres o cuatro días. Pasado ese tiempo veremos cómo empiezan a brotar. Los niños podrán observar perfectamente sus raíces, el tallo, las hojas… Verán su proceso de crecimiento y aprenderán a responsabilizarse de una planta.

2) También podemos hacer un mural en clase en el que pegaremos algunos puñados de distintas legumbres y anotaremos el nombre de cada una de ellas y sus propiedades. Lo colgaremos en un lugar visible del aula. Con este mural y las plantas podemos tematizar el aula.

3) Explicar cuentos como ‘La princesa y el guisante’ o ‘Las habichuelas mágicas’, en los que las legumbres son protagonistas.

Con estas tres actividades podemos ayudar a que los niños tengan más presentes las legumbres e insistiendo en sus beneficios a que las consuman.

Comparte este artículo

Compartir en twitter
Compartir en facebook
Compartir en pinterest
Compartir en linkedin
Compartir en tumblr
Compartir en email

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Otros artículos de Pedagogía y contenidos

Twitter

Artículos destacados

¿Eres profesor?

Suscríbete y recibe material exclusivo para la comunidad docente.

Consentimiento
×ATENCIÓ: Cookies no configurades en l'idioma actual. Revisa la teva configuració al plugin, gràcies!